Las autoridades del Circulo de Periodistas Deportivos asistieron al festejo anticipado del año nuevo chino en Puerto Madero con competencia de “botes dragón”

De Agencia Télam

0 194

Apostados a ambos lados del Dique 1 de Puerto Madero, cientos de personas siguieron hoy con gran entusiasmo la regata de “botes dragón” que organiza cada año la Asociación Argentina de este deporte y cuya quinta edición coincidió este año con el Día Mundial contra el Cáncer, justamente la enfermedad que busca prevenir y visibilizar el movimiento mundial “remeras rosadas” de remadoras sobrevivientes de cáncer de mama al que pertenecen varios de los equipos participantes.

La competencia se enmarca además en el cronograma de actividades por el Año Nuevo Chino, el año del Dragón de Madera, el 4722, cuya llegada se celebra en todo el mundo el próximo 10 de febrero.

“Botes dragón” es una modalidad de canotaje de origen chino con competiciones de 200, 500 y 2.000 metros que se encuentra muy extendido por toda Asia, Norte-América, Oceanía y, cada vez más, en Europa, África y Sudamérica.

“La competencia de botes dragón es un deporte bastante nuevo en Argentina pero ya está presente en 20 ciudades y más de 5 mil personas lo practican en el país”, dijo a Télam el presidente de la Asociación Argentina de Bote Dragón, Jigang Liu.

Estas particulares embarcaciones -que son impulsadas por 10 ó 20 remeros o palistas-, se caracterizan por tener como mascarón de proa una cabeza de dragón y, como terminación de popa, una cola de la misma bestia mitológica.

“El bote dragón lo que permite es la reunión de almas, de corazones y el trabajo en equipo”, agregó Liu.

Además de los remeros, esta disciplina de más de 2200 años de antigüedad requiere de un capitán de equipo que se sienta frente a las dos líneas de palistas para marcarles con un tambor el ritmo del movimiento sincronizado, y un timonel.

“Este deporte está muy asociado a la comunidad china, pero entra al país en 2015 por los ‘grupos de remeras rosadas’ que son las personas sobrevivientes de cáncer de mama que comienzan a practicarlo porque alivia una enfermedad (asociada) que se llama ‘linfedema’”, explicó a Télam Laura García, vicecapitana del equipo Alas de Agua que participó también en la categoría la “ACS” por “Any Cancer Survivor” (Sobrevivientes de cáncer)

El “linfedema” es una inflamación que puede surgir en los brazos después de una cirugía contra el cáncer en la que se extirpan ganglios linfáticos.

“Lo sé porque lo viví y el movimiento de remo me ayudó a deshincharlos”, dijo.

Pero si bien “empieza por ahí”, luego este movimiento “creció” incorporando también hombres y las infancias, al tiempo que se hizo “competitivo”. Y en esa senda, en 2019 se creó la Asociación Argentina de Botes Dragón.

Leave A Reply

Your email address will not be published.